No Edition Image
Suscribase y acceda
a la Edición Completa!

Buscador Temático
Usuario Registrado
usuario:...
password:

¿Olvido su Password?
 Edición de

>> Seguro Agrícola


Carlos Hoffmann, Gerente de Seguros Agropecuarios del Grupo Sancor Seguros Se Fortalece la Penetración del Seguro Agrícola



El principal evento climático de la campaña 2009/2010 fueron las tormentas de Granizo. Creció la superficie asegurada. Las tasas se mantuvieron igual porque sigue vigente la fuerte competencia comercial entre operadores. Aún así, las primas del ramo siguen creciendo, como en los últimos cinco años. Las coberturas de Granizo con o sin Adicionales representan el 95% del mercado y Multiriesgo el 5% restante.


La producción de primas del ramo Granizo creció durante los últimos cinco años. A valores constantes de junio de 2009, la producción de primas totalizó $391 millones a junio de 2005, $409 millones en 2006, $552 millones en 2007, $806 millones en 2008, y $673 millones en 2009 (datos de la circular SSN EST 528). La caída de 2009 (16%) se explica por la reducción de las superficies sembradas debido a dos factores, principalmente: las bajas expectativas de ganancia económica que muchos productores percibieron luego del conflicto entre el Gobierno y las entidades agropecuarias por el aumento de las retenciones a la exportación de granos y la profunda sequía.
La proyección para 2010 también es al alza: la producción del ultimo trimestre de 2009 ascendió a $355 millones, un 12% más que la del mismo lapso de 2008 ($317 millones). Al cierre de esta nota, el órgano de control de la actividad todavía no había publicado las cifras correspondientes a marzo de 2010.
Concentración

Las tres primeras entidades del ranking a diciembre de 2009 (Sancor, La Segunda, y Allianz) ostentaban el 48,8% del total de primas del ramo. El 73% del mercado está dominado por ocho entidades.
Las hectáreas aseguradas se habrían incrementado entre un 20 y un 30% respecto a la campaña anterior. El crecimiento del primaje que se espera para la presente campaña respecto de la anterior vendrá de la mano del incremento de la superficie asegurada, porque las tasas se han mantenido prácticamente en los mismos niveles del ciclo 2008/2009.
La oferta de reaseguro sigue siendo suficiente por parte del grupo de reaseguradores que actúan fuerte en este segmento. Aunque, desde las cedentes, siempre se ve con buenos ojos el arribo de nuevas capacidades para el ramo Agrícola.
El Seguro Agrícola tiene un buen presente y un futuro promisorio, a partir de la creciente profesionalización del productor agropecuario y una mayor conciencia asegurativa por parte del sector rural, según la visión de Carlos Hoffmann, gerente de Seguros Agropecuarios del Grupo Sancor Seguros.
“El crecimiento del sector agrícola ha sido acompañado por el desarrollo de coberturas para responder a las distintas contingencias climáticas por parte de las aseguradoras. No obstante, hay que mencionar que este crecimiento sectorial requiere de un marco regulatorio a nivel gubernamental que coopere con la construcción de un sistema de asegurabilidad que brinde sustentabilidad al negocio del campo”, sostuvo el ejecutivo, que actualmente es Secretario de ALASA (Asociación Latinoamericana para el Desarrollo del Seguro Agropecuario), entidad cuya presidencia ejerce Néstor Abatidaga, Gerente General del Grupo Sancor Seguros.
Guillermo Rotger, jefe del área Riesgos Agrícolas del Grupo Asegurador La Segunda, puso el acento en la influencia de la variabilidad climática en la suerte actual del ramo: “La intensa sequía que se manifestó en la campaña 2008-2009 afectó negativamente los cultivos. Como contrapartida, ya finalizando la campaña 2009-2010, las intensas y frecuentes lluvias hicieron que tengamos en gran parte de nuestra zona núcleo muy buenos rendimientos y fundamentalmente en el cultivo más difundido, la soja. Estos avatares del clima han logrado una lógica respuesta a la suscripción de nuestros seguros agrícolas. En años con sequía la suscripción decae, esto se produce porque las hectáreas sembradas bajan, en cambio en años como el que estamos transitando el aseguramiento es mayor por el efecto contrario, se siembra mucho más y los rendimientos superan el promedio que se espera normalmente.
“El mercado en riesgos nominados (granizo y adicionales) es un mercado muy maduro, donde existe competencia con muchas compañías, hay variedad de productos, cobertura en la gran mayoría de las zonas del país y muchos años de experiencia. Mientras que en las coberturas de rendimiento (Multiriesgo climático) al no existir como en otros países la figura de subsidio a las primas no logra desarrollarse y no alcanza el 5% del total de las primas facturadas”, señaló Andrés Laurlund, Responsable de Agro de Allianz.
Por su parte, Gustavo Appas, Jefe Nacional de Riesgos Agrícolas de Mercantil Andina Seguros, destacó el crecimiento sostenido en la producción de las coberturas agrícolas en los últimos años, “con una mayor predisposición a cubrirse por parte de los productores agropecuarios que toman real conciencia del riesgo asumido ante eventos climáticos que afectan la continuidad de su tarea”.
El profesional recordó que la variabilidad climática y la probabilidad de ocurrencia de eventos catastróficos en cualquier época del año continúan representando una amenaza constante: “Estos fenómenos afectan los resultados no solo locales sino también de amplias zonas agrícolas donde históricamente no eran frecuentes, por lo que se torna imprescindible tomar precauciones para evitar pérdidas que puedan afectar la producción tomando al seguro cómo un costo más de producción a la hora de realizar el análisis en precampaña”.
Lucas Bergroth, suscriptor Semi-Senior de Riesgos Agrícolas de la Dirección de Incendio y Ramos Técnicos del Grupo Zurich Argentina, remarcó que las estimaciones indican que el mercado de los seguros agrícolas ha tenido un crecimiento de entre un 20% y un 30 % sobre la campaña anterior, y observó que en los últimos años la figura del productor agropecuario se fue modificando, “para pasar a ser un gerente de agronegocios”, cambio que implicó “dejar de percibir al seguro como un gasto, y adoptarlo como una herramienta de gestión de riesgos, como parte de una estrategia global de producción”.
Bergroth también puntualizó que el valor de los commodities fue clave en el crecimiento del seguro agrícola ya que “en las últimas campañas el sector agropecuario aumentó sus niveles de producción y el valor de lo que se produce también se incrementó”. Y dijo que “los seguros agrícolas han acompañado el crecimiento del sector agropecuario respaldando su producción”.
A su turno, Carlos Carreras, jefe del Sector Riesgos Agrícolas de Federación Patronal Seguros S.A., opinó que el mercado local es “sumamente desarrollado y competitivo, esencialmente en Granizo y sus Adicionales … incluso con una cantidad de compañías operando que parecieran excesivas para el primaje total que manejamos”. Pero alertó acerca de que el primaje muestra “signos de amesetamiento” y que “necesita pronto del aporte estatal”.
El profesional de Federación Patronal también reconoció que “ninguna compañía ha podido escapar a la trampa consistente en responder a la agresividad del mercado mediante la baja de tasas”, y que ello ha obligado a algunos operadores a aplicar medidas como “eliminar los deducibles del sur de Córdoba, incluir deducibles en las (coberturas de) heladas por área y no por lote, y de una menor magnitud, entre otras”. Por ello, Carreras afirmó: “Todos deberíamos repensar la cuestión sintiéndonos parte del problema, dejando de pensar que esto es privativo de tal o cual compañía Es un ramo que técnicamente esta vilipendiado”.
Siniestralidad

La siniestralidad de la presente campaña se muestra en alza porque las sumas abonadas por siniestros están alcanzando importantes magnitudes.
“La campaña aún no arroja resultados finales en cuanto a la siniestralidad, pero podríamos decir que en general es superior a la manifestada en la campaña pasada, tanto en cultivos de invierno como de verano”, marcó Rotger.
Para el ejecutivo, esto se debe a las tormentas que afectaron los cultivos en los últimos meses: “El riesgo asegurado por excelencia es Granizo y consecuentemente cuando la intensidad y frecuencia de las lluvias son severas, como en esta campaña, y a su vez se dan en los meses de Noviembre, Diciembre y parte de Enero donde conviven cultivos de cosecha fina y gruesa, los daños soportados por las aseguradoras son importantes”.
Al cierre de ésta edición (fines de mayo) todavía restaba un mes para el cierre de la campaña. Por ello, las cifras de siniestralidad aportadas por los aseguradores fueron provisorias. No obstante, todos coincidieron en marcar la suba de la siniestralidad a causa del Granizo.
“La siniestralidad será del orden del 70 al 75%, para el total de la cartera en el total de la campaña. La cosecha fina nos generó la mayor siniestralidad, con una altísima frecuencia en la zona del Gran Rosario, en lo que era una incipiente cartera de legumbres, sobre la cual estamos estudiando ajustes y replanteos profundos. El evento que más daño nos causo ha sido una granizada producida el 13 de noviembre del año pasado sobre todo el sur de Santa Fe”, declaró Carreras.
“En la cosecha fina los resultados no han sido óptimos, pero gracias a la cosecha gruesa, aquellos se compensan. Comparativamente con el año anterior, contamos con una campaña de peores resultados en Granizo y mejores en Multiriesgo, igualmente es preciso indicar que la ecuación final la tendremos a finales del período, al mes de junio”, resaltó Hoffmann.
Luego Laurlund estimó que la siniestralidad de Allianz para la presente campaña en cosecha fina rondaría 110% y la cosecha gruesa 70%. “En la campaña pasada la siniestralidad fue mejor en razón que existió menor cantidad de tormentas graniceras, producto de un año seco con menor cantidad de siniestros de granizo, sin embargo para la cobertura multiriesgo climático el riesgo de sequía hizo que la siniestralidad para este tipo de cobertura fuera catastrófica. En la presente campaña agrícola los eventos asegurados más importantes fueran en primer lugar el granizo y posteriormente heladas tardías que afectaron cultivos de cosecha fina. Hubo eventos como excesos de lluvias que afectaron algunas zonas”, evaluó el especialista.
Según Bergroth, “los eventos climáticos más significativos fueron el granizo que tuvo una elevada frecuencia y en menor medida los vientos fuertes, producto de algunas tormentas locales intensas que afectaron al girasol”.
Para Appas, la siniestralidad estará rondando el 70 %. “En cosecha fina los números son más altos debido a la poca dispersión que se logra en estas siembras, ya sea por la falta de incentivo para invertir en zonas que se puede hacer otro cultivo alternativo o la falta de humedad para sembrar en zonas agrícolas con sequía, lo que no permitió tener el volumen de otros años”, manifestó. Asimismo, Appas indicó que año tras año “se reduce la superficie destinada a los cultivos de invierno lo que torna poco rentable su aseguramiento”.
De acuerdo al testimonio del especialista de Mercantil Andina, la siniestralidad de la campaña pasada fue un tanto mayor debido a la Sequía que afectó nuestro país, “no sólo en siniestros sino también en anulaciones de pólizas por cultivos que no llegaron al final del ciclo”. En cosecha Fina a los riesgos de Granizo, “debemos agregarle los de Heladas Tardías que en las últimas campañas han generado importantes daños e indemnizaciones”, dijo.
La expansión y las tasas.

En general, los aseguradores dijeron que han logrado incrementar las superficies aseguradas en relación a la campaña 2008/2009: 10% en el caso de La Segunda, 30 a 40% en Allianz, más de 15% en Mercantil Andina, 40% en Federación Patronal, y 35% en Zurich, por ejemplo.
Esta sería la explicación del aumento de la recaudación de primas, ya que las tasas se ubicaron en niveles similares a los de la campaña anterior.
“Las tasas a nuestro entender alcanzaron una meseta, en general los costos no se han incrementado respecto de campañas anteriores, solo en algunas regiones muy críticas hemos aumentado levemente nuestros seguros”, confió Rotger.
En la misma línea, Carreras precisó: “Las tasas se mantuvieron inalterables en las zonas donde tenemos cuasi certeza que la siniestralidad puede ocasionarnos serios problemas, por los cúmulos que solemos tener expuestos a riesgo, por la frecuencia de tormentas de importancia que suelen presentarse, y en definitiva porque nuestra historia siniestral así lo marca. En otras zonas donde quisimos incrementar nuestra penetración, claramente debimos ponernos a tono con los valores promedio que se manejaban y ello redundo en bajas. Nosotros no aumentamos las tasas y empíricamente me atrevo a aseverar que nadie en el mercado lo ha hecho”.
Laurlund declaró que las tasas de prima se mantuvieron en los mismos niveles que la campaña pasada, en tanto que Appas manifestó: “Continuamente estamos realizando ajustes en zonas dónde los resultados no son los esperados y otros que por experiencia propia podemos tomar mayor cantidad de negocios. Estos estudios se realizan pre-campaña. De esta manera realizamos una correcta tarifación de los riesgos asumidos que nos permite adaptar producto/precio a una amplia zona de actuación que se va incrementando con el correr de los años”.
IV JORNADAS DE GESTIÓN DE RIESGOS Y SEGURO AGROPECUARIO

Entre los días 8 y 9 de junio pasado, el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación llevó a cabo las “IV Jornadas de Gestión de Riesgos y Seguro Agropecuario”, en el Auditorio San Agustín de la Universidad Católica Argentina, sita en Av. Alicia Moreau de Justo 1300, Capital Federal.
Se trataron temas temas referidos a la evaluación y gestión de riesgos climáticos que afectan a la producción agropecuaria, al desarrollo actual del mercado de seguros agrícolas en Argentina, se expusieron algunas experiencias innovadoras en cuanto a programas de seguro en países de América y Europa. Del evento participaron reaseguradores y aseguradores especializados en Agro nacionales e internacionales, especialistas en riesgos climáticos de la ORA y de otras entidades públicas y privadas.
Reaseguro

El soporte de reaseguro es altamente valorado por los operadores. La oferta de reaseguro para el ramo Granizo fue calificada como “adecuada” y “suficiente” por los aseguradores, aunque destacaron que por tratarse de un ramo específico, “la cantidad de reaseguradoras no son muchas, sobre todo para tomar el liderazgo de un contrato“, según la definición de Laurlund. Sin embargo, Carreras sostuvo que algunas nuevas capacidades han llegado al ramo.
Hoffmann consideró que el apoyo de las reaseguradoras es “importante, adecuado, y ha sido uno de los motores del crecimiento de la facturación de riesgos agrícolas en el mercado; y ha permitido la implementación de nuevas coberturas”.
Oferta y Demanda

La demanda de coberturas agrícolas es firme en Granizo. Año tras año el porcentaje de la superficie asegurada crece en relación al total de hectáreas sembradas. El Multiriesgo sigue siendo marginal, y las coberturas para cultivos no tradicionales e intensivos han encontrado apoyo estatal para la subvención de primas. En este marco, los aseguradores se muestran conformes con el desempeño alcanzado por la rama.
“En general nuestros productores agrícolas tienen acceso a las mismas coberturas que se ofrecen en los países centrales, la diferencia con los agricultores de esos países desarrollados radica que en ellos hay una mayor difusión y suscripción de coberturas multiriesgo. Esto se debe a subsidios en las primas de parte del estado, permitiendo el desarrollo de este tipo de seguros y propiciando una conveniente dispersión del riesgo. Es interesante comentar que aun sin estos subsidios a las primas, el porcentaje de seguros agrícolas suscritos alcanzan el 50/60 % de las hectáreas sembradas” detalló, Rotger.
“El productor agrícola tiende a ser muy exigente en la calidad de productos y en el precio de los mismos, como así también en la calidad de las tasaciones de siniestro- Para ello en las coberturas de daño (granizo con adicionales de heladas y vientos fuertes) encuentra una gran oferta de compañías. Pero cuando busca coberturas Multiriesgo se encuentra con pocas posibilidades de poder asegurarse” relató, Laurlund.
El Multiriesgo sigue siendo un riesgo ‘difícil’ para el mercado local. Al inicio de su implementación en Argentina, en la década pasada, produjo fuertes perdidas para aseguradores y reaseguradores. Hoy se está acumulando información y experiencia sobre el desenvolvimiento de esta cobertura.
Seguidamente, Bergroth hizo foco en el servicio que debe prestar el asegurador: “Si bien la oferta de seguros es variada, también lo es el servicio que brinda cada compañía. No sólo es importante que un productor agropecuario pueda encontrar la opción que más le convenga, sino también el servicio que posteriormente reciba por la cobertura contratada. Asimismo hay que tener en cuenta los atributos de marca de la compañía (en particular la solidez financiera y la vocación de pago) y su trayectoria de cumplimiento de los compromisos asumidos”.
En la misma línea, Appas expresó: “En los últimos años la demanda ha crecido junto al profesionalismo de la actividad y a la mayor información con la que cuenta el productor a la hora de tomar la decisión. Muchas veces lo barato no termina siendo la mejor opción a hora de tener que utilizar los servicios de la aseguradora o beneficios de una cobertura. En nuestro caso contamos con una amplia red de oficinas que le sirven al productor asesor de seguros para sentirse respaldado durante la vigencia de la póliza. En caso de siniestros contamos con una amplia red de ingenieros agrónomos de reconocida trayectoria a nivel regional y amplio respaldo financiero que nos permite tener un excelente servicio en toda la zona agrícola para que el productor agropecuario se sienta contenido en caso de sufrir un Siniestro”.
En tanto, Carreras se permitió dudar sobre si la oferta actual de coberturas cumple con todas las expectativas de los productores agrícolas. “Primero es muy difícil enmarcar al productor agrícola como un sujeto único con uniformidad de intereses, cuando en realidad estamos hablando que la escala del negocio puede ir desde una pequeña explotación familiar a una gran empresa con presencia en toda la Pampa Húmeda, o puede presentar una realidad geográfica y climática absolutamente disímil. Personalmente entiendo que el mercado tiene una vasta oferta de productos y cierta flexibilidad, pero sería pecar de soberbio creer que hemos resuelto todas las necesidades”.
Hoffmann, por su parte, enfatizó que todavía hay mucho margen para la creatividad: “El productor agropecuario está satisfecho con la oferta de coberturas, pero sin embrago siempre requiere de productos más especializados, entonces hay margen para crecer brindando soluciones más ajustadas, pero siempre con la limitante que deben cumplir con un estricto sentido siendo técnicamente viables y comercializables”.
Acto seguido, el Gerente de Sancor Seguros aseveró: “El mercado ha hecho los deberes en el sentido de brindar soluciones cada vez más acordes y, muchas veces, en detrimento de ser prudentes en cuestiones técnicas por ejemplo podemos mencionar el canje por cereales para pagar las pólizas que, si bien es una herramienta excelente, ha producido que el plazo de pagos de las pólizas se prolonguen; o por ejemplo, la cobertura de los estadíos iniciales de los cultivos que, en otros países no existe y que en Argentina tienen alta exposición considerando que muchas veces las tormentas más fuertes ocurren en los periodos más tempranos de los cultivos. Entonces claramente dimos soluciones pero también nos hemos expuesto más”.
Más adelante, Bergroth, subrayó que a la oferta de productos clásicos para los riesgos principales se le ha incorporado diferentes coberturas adicionales, y que “también las nuevas tecnologías han permitido mejorar día a día el servicio brindado”. A modo de ejemplo, mencionó “la cobertura de heladas para frutales que Zurich ha desarrollado a partir de la inquietud de algunos productores agropecuarios”.
Intensivos

Hasta la fecha se ha logrado brindar cobertura a por lo menos siete cultivos intensivos, no tradicionales, y regionales. El Grupo Asegurador La Segunda, por ejemplo, ofrece seguros para arándanos, frutales y olivos, cerezas, tabaco, papa, entre otros. “Cubrimos Granizo, Heladas y Viento Zonda en producciones de Olivos; en Papa, Granizo y Replante; y en Cerezas Granizo, Lluvias en Madurez y Heladas, entre otras innovadoras coberturas”, especificó Rotger.
Allianz está operando en cultivos frutales (frutas de pepita, carozo y vides) protegiendo del riesgo de granizo en la región del Alto valle de Río Negro y Neuquén.
En esta misma región, Mercantil Andina también ampara a frutales, “tanto en cobertura privada cómo en la subsidiada por el gobierno provincial”, según sintetizó Appas. Desde hace dos campañas la Compañía está administrando la póliza de Vides del Gobierno de Mendoza, junto a otra entidad colega. En Mercantil Andina también están analizando nuevos negocios cómo Olivos para la presente campaña. “Continuamos estudiando otros negocios regionalmente fuertes que nos permitan crecer en este mercado apoyando economías regionales y ser una opción valida a la hora de que el productor nos confié su producción que muchas veces es el futuro de su continuidad en la actividad que desarrolla por la fuerte inversión que realiza y los riesgos que asume. También vale resaltar que estamos cubriendo negocios puntuales junto a otras colegas que nos permiten compartir conocimientos para una correcta evaluación de riesgos con continuidad a través de los años, ofreciendo alternativas seguras con el aval de los Reaseguradores que ven en estos programas un trabajo a mediano y largo plazo”, reforzó Appas.
Otra de las entidades que ofrece seguros en el Valle del Río Negro es Federación Patronal. “Es un mercado tradicional en el cual se está trabajando muy bien”, definió Carreras. Además, la empresa con sede en La Plata tiene seguros para Olivos y Arándonos. La cobertura incluye Heladas, Viento y Granizo, más el incendio de la plantación”. Pero, “la demanda siempre es inconstante y es sumamente complejo tener buena información de parte del potencial cliente”, agregó.
Congreso de ALASA

En Cartagena de Indias, Colombia, del 13 al 15 de mayo se realizó el XI Congreso que cada dos años organiza ALASA, la Asociación Latinoamericana para el Desarrollo del Seguros Agropecuario (www.alasa-web.org). “Ha sido un encuentro pensado para dialogar y compartir sobre todo lo que el Seguro Agrícola ha hecho en diversos puntos geográficos de nuestra América, resaltar sus logros y plantearnos nuevos desafíos”, declaró Hoffmann, secretario de la entidad.
Han asistido 170 personas de 20 países del mundo, con la participación de 13 conferencistas altamente capacitados en materia de seguros para el agro.
Algunos de los expositores fueron Víctor Calaya del Toro, director general de Estudios para el Desarrollo Rural y Responsable del Programa de Atención a Contingencias Climatológicas de México; Maria Methol Pedir, asesora técnica en Gestión de Riesgos y Seguros Agropecuarios del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca de Uruguay; Lambert Muhr, de Munich Re de Alemania; Ramiro Iturrioz, Senior Agricultural Insurance Specialist del Banco Mundial; Sandra Occhiuzzi, Coordinadora de la Oficina de Riesgo Agropecuario del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de Argentina; y Alfonso Mascarenhas, director del Centro Internacional para la Investigación del Fenómeno El Niño.
“El Seguro Agrícola ha demostrado cabalmente en los países de Latinoamérica su vigencia para soportar los avatares climáticos de la vida rural. Ha demostrado que puede ser una herramienta eficiente para ayudar a los gobiernos. Ha demostrado que es una herramienta útil para los empresarios agrícolas. Ha demostrado que puede ser una excelente herramienta de geopolítica para evitar las migraciones internas” , expuso Hoffmann, quién agregó: “En carácter de Secretario de la Asociación y contando con la Presidencia del Sr. Néstor Abatidaga, actual Gerente General de nuestro Grupo Sancor Seguros, y por supuesto con el apoyo de todos los que integran ALASA, hemos compartido, durante esas jornadas, experiencias e iniciativas en seguros agropecuarios, reiterando nuestro compromiso para colaborar con un mayor desarrollo de los mismos a nivel mundial. Particularmente, tengo que mencionar, que ha sido una experiencia ampliamente gratificante el hecho de compartir con colegas no sólo de Argentina y de América sino también de Europa, vivencias y casos de análisis que nos permiten seguir ampliando nuestro conocimiento en esta materia con el fin de continuar agregándole valor a las coberturas que ofrecemos al campo”.
Una Evolución en Sintonía con la Producción

Un dato importante de la experiencia de las últimas dos campañas es que la variabilidad climática sigue siendo importante. De un ciclo de fuerte sequía se pasó a otro de abundantes lluvias. Y algunos siniestros (como las fuertes tormentas de granizo), ahora se dan en zonas que años atrás no parecían tan expuestas a estos eventos, afectando a cultivos de cosecha gruesa.
Así, la presente campaña registraría una siniestralidad mayor que el ciclo anterior, a causa de los eventos climáticos que se presentaron de forma más virulenta que en 2008/2009. Hubo heladas tardías que afectaron cultivos de cosecha fina. Y hubo más granizo que un año atrás. El ciclo 2008/2009 se caracterizó por una pronunciada sequía que afectó fundamentalmente a las coberturas de rendimiento, que no representan más del 5% del mercado de seguros agrícolas. No obstante, el impacto económico de estas perdidas fue importante para los operadores expuestos en este riesgo.
Con todo, los aseguradores entienden que la oferta de coberturas agrícolas en Argentina está en sintonía con la calidad y cantidad de productos que recibe cualquier agricultor de los mercados desarrollados. La diferencia es que el Multirriesgo, sin subsidio a la prima, no termina de “despegar” en suelo argentino.
Aníbal Cejas

Guillermo Rotger, Jefe del Area Riesgos Agrícolas del Grupo Asegurador La Segunda

 
Nota de tapa - Vida y Retiro - Index - Congresos - Seminarios - Seguros de Crédito - Riesgos de Trabajo - Seguros de Personas - Internacional - Reaseguros - Bancaseguros - Entrevistas


> Seguro Total
> Reactions
> EMTS

Revistas Internacionales Estadísticas Capacitación Ediciones Anteriores Novedades Misceláneas Internacionales Entrevistas Congresos Productores y Asesores Reaseguros AFJP Salud Vida y Retiro Seguros Generales Riesgos Agrícolas Crédito y Caución Riesgos del Trabajo Automotores Nota de Tapa Publicidad Quiénes somos Proyectos de Ley Suplemento de Legislación Actualidad Internacional Panorama Latinoamericano Actualidad del Mercado Productos y Servicios Agenda Internacional Indicadores Económicos Editorial